lunes, 28 de junio de 2010

La amenaza que viene

Fauna Política
Solo muerto podían pararlo
Por Rodolfo Herrera Charolet
En política nada es aislado, ni existen coincidencias ni casualidades. En política, hoy y siempre ha sido, lo que parece ser, es.
El artero asesinato del candidato a gobernador por Partido Revolucionario Institucional (PRI) en Tamaulipas, Rodolfo Torre Cantú, es producto de la ola de inseguridad en la que el gobierno federal ha sumergido al país. Son las malas decisiones políticas que Felipe Calderón Hinojosa ha tomado en torno a su función de Presidente y pretender, al mismo tiempo, ser el “salvador” de su partido. Al entrometerse el primer mandatario del país en las campañas electorales de los estados y conducir en forma errática las políticas públicas, ha provocado mayor inestabilidad social que se suma a la ola de violencia iniciada en este sexenio.
A ocho días de llevarse a cabo las elecciones, la aplanadora del PRI en Tamaulipas, triplicaba las preferencias de su más cercano competidor. Consulta Mitofsky daba al PRIísta y exsecretario de salud del gobierno tamaulipeco, Rodolfo Torre Cantú el 61 por ciento de las preferencias electorales, contra el 30 por ciento del aspirante PANista, el senador con licencia José Julián Garza Sacramento. El diario Milenio publicó una encuesta, cuyos resultados daban a Torre Cantú el 48.9 por ciento de las preferencias y al candidato panista solo el 13.9 por ciento.
En las últimas semanas de campañas electorales, el PRD y las coaliciones encabezadas por el Partido Acción Nacional, habían arrojado malas cuentas; En Quintana Roo, el candidato a Gobernador por la alianza PRD-PT-convergencia, Gregorio Sánchez Martínez, fue detenido el 25 de mayo de 2010, por elementos de la policía ministerial federal, derivado de una acusación de la Procuraduría General de la República (PGR) quien informó que el aspirante, está vinculado con actividades del narcotráfico. El comunicado detallo que el candidato del PRD-PT y Convergencia, presuntamente brindaba información y protección a las  organizaciones criminales que operan en Quintana Roo, "para facilitarles sus actividades ilícitas".
Ante la detención de “Greg”, el presidente del Senado y coordinador del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Carlos Navarrete, acusó al  presidente Felipe Calderón y afirmó que ya "metió las manos al fuego" ante la consignación de Gregorio Sánchez, como lo hizo en su momento al validar el llamado "Michoacanazo"; el cual, cumplió un año, y por el que se consignó a funcionarios del gobierno de Michoacán, "las manos del Presidente ya están quemadas".
El 8 de junio de 2010, fue detenido por la policía federal, el candidato a diputado por el distrito de Nochistlan, en Zacatecas, José Isabel Frías, tras ser encontrado con mercancía de contrabando, aduciendo que era “mercancía regalada para su campaña”.
El 10 de junio de 2010, el líder nacional del Partido Acción Nacional (PAN), César Nava aseguró que su candidato a la gubernatura de Aguascalientes, Martín Orozco Sandoval, librará de nuevo el segundo auto de formal prisión que se le había dictado días antes. El abanderado PANista había acumulado autos de formal prisión en su entidad, luego de que el Juez Sexto Penal Alfredo Quiroz García lo decretara, al considerar que sí hay elementos para consignarlo por actos de corrupción y tráfico de influencias, al utilizar información privilegiada al adquirir un terreno que había sido propiedad del municipio mientras era alcalde en el periodo 2005-2007.
En Veracruz y Oaxaca, entre otras entidades, la debacle aliancista encabezada por el PAN anunciaba una clara derrota en los comicios del 4 de julio. En Tamaulipas, ante la aplanadora invencible,  solo muerto podían pararlo.
¿O no lo cree usted?

Entradas más recientes Entradas antiguas Página principal