miércoles, 19 de agosto de 2009

La Isla en la isla de la disputa


Fauna Política
La Isla en la isla de la disputa
Por Rodolfo Herrera Charolet



Durante más de nueve años, San Andrés Cholula ha disputado el territorio que pertenece al municipio de Puebla y que perdió tras el decreto que estableció nuevos límites territoriales el 30 de octubre de 1962. No obstante que tras 46 años de haberse emitido dicho decreto, solo los últimos nueve han sido motivo de controversia, el silencio o menosprecio por mas de tres décadas (37 años) se debe a que dichos terrenos no tenían la plusvalía alcanzada en los sexenios de Manuel Bartlett Díaz y Melquíades Morales Flores.
En dicho Decreto, además de desaparecer cinco municipios; San Jerónimo Caleras, San Felipe Hueyotlipan, San Miguel Canoa, La Resurrección y San Francisco Totimehuacán. Que se convirtieron en Juntas Auxiliares, se amplió el límite territorial de Puebla capital y detrimento de San Andrés Cholula, que dejó por años que esto sucediera. Sin embargo las nuevas inversiones, han provocado el interés de las autoridades san andreseñas, peleando en los tribunales federales dichos predios, alegando que dicho territorio les corresponde.
Pues bien, en dicha zona se ubica una singular “isla” que ha sido motivo de escándalo de nota roja, llamada la “Isla de Angelópolis” y que pertenece al territorio de la ciudad capital y deben los comerciantes establecidos en ese lugar de contar con las licencias correspondientes, pero que en algunos casos hacen caso omiso aprovechando el conflicto entre autoridades.
No obstante el conflicto imperante, el gobierno municipal de la ciudad capital clausuró el bar “Clássico Puebla” por diversas irregularidades, entre ellas, el de no contar con licencia de funcionamiento.
También en la “Isla” se han clausurado los sitios peligrosos que han nutrido la nota roja.
El 21 de julio de 2006 la comuna angelopolitana clausuró el bar Víktor Hotel del grupo Shiva, tras el lamentable incidente, en donde el entonces subdirector de Vialidad estatal, Humberto Alan Ibarra Meza, en estado de ebriedad, asesinó al valet parking, José de Jesús Huitzil Suárez.
El 14 de julio de 2006 el exfutbolista y comentarista deportivo Antonio Carlos Santos fue agredido en este mismo sitio. Le provocaron heridas en el cuello que requirieron una cirugía de más de tres horas, según se desprende de la Averiguación Previa 3087/2006/NORTE,
El 23 de diciembre de 2006, el subgerente del Barzelona Bar, Juan Huerta Cerón, fue acusado de violación de una joven estudiante.
El 23 de febrero de 2007, la regidora de Turismo de Puebla, Amanda Olivares Philliph, fue agredida con un vidrio, al parecer un cenicero o un vaso, que fue arrojado por un desconocido, lesionándole el rostro con diversas contusiones, mismas que requirieron atención de un cirujano plástico.
El 4 de agosto de 2008 dos jóvenes fueron brutalmente golpeados por empleados de seguridad del “Clássico Puebla”. Tras la golpiza, los jóvenes fueron arrojados desde una escalera por parte del personal de seguridad, causándoles diversas fracturas en la mandíbula y extremidades.
Lo anterior es una pequeña muestra de la inseguridad imperante en la zona en disputa, así como de los riesgos de la vida nocturna y del vacío de autoridad que debe ser atendido oportunamente. En donde el gobierno municipal de Puebla, no tiene otra opción que aplicar la ley y evitar que el mal ejemplo cunda en el cinturón de límites territoriales, en donde los empresarios de la “noche alegre” aprovechan la indefinición e inactividad de las autoridades.


¿O no lo cree usted?

No hay comentarios: